Como rehabilitar una casa para que sea sostenible

Ahora que se ha puesto de moda cuidar el planeta cada vez más marcas y empresas nos ofrecen materiales más ecológicos y maneras de fabricar cada vez más respetuosas con el medio ambiente. A esto se le une la gran virtud de que son productos naturales y menos agresivos, que son igual de eficaces que otros productos no naturales y que suponen un ahorro importante a medio y largo plazo para la persona que invierte en ellos. En la construcción ha ocurrido igual y han llegado al mercado las casas sostenibles.

Cómo rehabilitar una casa para que sea sostenible

Al rehabilitar una vivienda para que sea sostenible es importante saber que existen opciones para todo tipo de presupuestos y, por ello, debemos elegir el que más se adapte a nosotros. Es importante también tener en cuenta aquellas inversiones rentables que podamos hacer en nuestra vivienda y que nos proporcionen un ahorro equivalente o proporcionado respecto al gasto.

El primer paso para rehabilitar una casa será contactar con profesionales de la construcción con los que colaboraremos para realizar un proyecto en común que cumpla nuestros requisitos. Si deseas ver algunos ejemplos de casas sostenibles ya construidas puedes hacerlo en esta web. Si, en cambio, quieres informarte sobre los criterios de las construcciones de casas pasivas o sostenibles puedes hacerlo en este enlace.

Una rehabilitación de este tipo se basará, sobre todo, en la sustitución de los materiales más dañinos por otros más respetuosos y en el objetivo de reducir la demanda de energía y de recursos, a la vez que se mantiene un nivel de comodidad y bienestar considerable.

Eficiencia energética

Las viviendas más eficientes son las casas de hormigón. Sus acabados son espectaculares y su eficiencia energética no es comparable a ningún otro material de construcción. Otra virtud de las casas prefabricadas de hormigón es la rapidez de su instalación, pues en menos de 5 meses la casa de tus sueños puede ser ya una realidad, además de que se adapta totalmente al entorno, aprovechando los recursos naturales del lugar como el viento o el sol para convertirla en un hogar confortable, duradero y, por supuesto, sostenible.

El aislamiento que elijamos también marcará la diferencia en ahorro y comodidad. Las placas de corcho prensado, los paneles de madera reciclada o las mantas de cáñamo son materiales respetuosos que aportarán a la casa el aislamiento térmico y acústico necesario. El hecho de elegir un buen aislamiento nos permitirá ahorrar energía y estar cómodos en el interior del hogar. Para conseguirlo será vital atender a las ventanas, pues de su calidad y buena instalación dependerá también el buen aislamiento.

¿Qué tal si apostamos por un techo verde? Se trata de colocar en el techo de la casa o en la azotea una huerta orgánica con hierbas o verduras de pequeño tamaño. Además de cultivar algunos alimentos, también aumentaremos el aislamiento térmico y acústico de la casa y ayudaremos a disminuir la contaminación ambiental.

Para instalarlo correctamente se han de tener en cuenta la impermeabilización y el drenaje de la estructura de la casa, calcular el peso que tu techo puede soportar, así como sellarlo y aislarlo correctamente para que no haya filtraciones de agua.

Otro tipo de techo que también nos puede resultar útil para una casa sostenible son los de paneles solares. Podemos colocarlos sobre el techo, sobre el terreno o incluso en las mismas tejas y almacenar la energía solar en baterías domésticas que ya están llegando al mercado. Es cierto que su instalación requiere una gran inversión inicial, pero nos obsequiará con un gran ahorro ya que se trata de una energía muy abundante y con muy bajo impacto ambiental.

Existen también aplicaciones móviles que pueden sernos útiles a la hora de ahorrar energía en el hogar. Es una aplicación de origen español llamada Mirubee y nos ofrecen un ahorro energético de entre el 10 y el 15 % gracias a su sistema. Se trata de un medidor eléctrico que se instala en el cuadro eléctrico de la casa o del local y que medirá el consumo por segundo. A través de su aplicación podremos comprobar nuestro consumo eléctrico en tiempo real en gráficos, el consumo de cada electrodoméstico como neveras o lavadoras, la potencia más recomendable para nuestro caso o, incluso, las tarifas más convenientes. Con toda esta información detallada a nuestro alcance podremos tomar mejores decisiones respecto de nuestro consumo, de nuestros electrodomésticos y detectar problemas, de modo que nuestra factura se ajuste cada vez más a lo que queremos.

Ahorrar agua

Sabemos que el agua es un bien escaso y que hay que utilizarla inteligentemente, por eso existen sistemas que permiten recoger el agua de lluvia y almacenarla a fin de poder reutilizarla, por ejemplo para regar las plantas o limpiar el patio. Es importante para esto, informarnos de la cantidad media de agua que cae en nuestra ciudad para decidir correctamente el tamaño del depósito de agua, así como colocar un sistema de filtrado.

Por otro lado, si deseamos ahorrar agua por todos los medios, existen en el mercado muchos dispositivos que nos ayudarán. Por ejemplo, la Ducha OrbSys es un proyecto de la NASA que consiste en un circuito cerrado en el que el agua usada en la ducha pasa por un purificador que la vuelve a bombear hacia el cabezal de la ducha sin perder el calor, ahorrando con ello un 90 % de agua. U otros dispositivos como el Aquareturn, el Drops o los sistemas eco-stop que nos permiten ahorrar, de un modo u otro, el agua que dejamos correr mientras esperamos a que tenga la temperatura deseada, así como otros que utilizan el agua usada del lavabo o de la ducha para limpiar el inodoro, conocidos como W+W o Tank Cava. El más impresionante de todos es, sin duda, el baño que lo tiene todo incorporado: la ducha, el retrete y el lavabo, todo en una sola estructura, para economizar el máximo de agua posible.

Pequeños detalles

Al elegir la pintura para paredes y techos es mejor optar por pinturas ecológicas fabricadas con materias primas naturales y que no tienen compuestos orgánicos volátiles, por lo que no atacan la capa de ozono. Además, son más recomendables para personas alérgicas, para las habitaciones de los niños, para hospitales y para restaurantes que las que derivan del petróleo.

Algo de lo que la gente se está concienciando poco a poco es en la importancia de la reutilización. Desde muebles a envases todo es susceptible de ganarse una nueva vida con un poco de imaginación, pero lo que no todo el mundo sabe es que la basura orgánica también se puede reutilizar. Cuando hablamos de basura orgánica nos referimos a los restos de frutas o vegetales, cáscaras de los alimentos, la poda de las plantas, etc. Y es que todas estas cosas pueden convertirse en un abono estupendo para nuestras plantas y de forma totalmente gratuita. Con una simple compostadora conseguiremos reducir la basura de los vertederos y nos ahorraremos un buen dinero pues obtendremos abono natural.

Un detalle que no supone obra ni reforma y que puede ser fácilmente utilizado en cualquier tipo de casa son las bombillas led. Estas consumen menos energía y tiene una vida útil mucho más larga que las bombillas convencionales. Su precio es un poco más alto, pero se compensa con el gran ahorro de energía que conlleva.

Ventajas de tener una vivienda sostenible

Las ventajas de tener una vivienda sostenible son obvias: cuidamos el medioambiente, utilizamos mejor los recursos naturales y dejamos un mundo mejor tras nuestros pasos.

Pero los beneficios no se quedan solo ahí y es que rehabilitar una casa para que sea sostenible puede significar un ahorro considerable de energía y, por lo tanto, del gasto familiar destinado a calefacción, agua y luz.

El hecho de tener casas pasivas es sinónimo de disfrutar todo el año de un clima interior confortable suprimiendo los dispositivos eléctricos. Su eficiencia energética es tal que la diferencia de consumo con una casa tradicional ronda entre el 80 y el 90 % gracias a su hermetismo, a su aislamiento térmico, sus cerramientos de alta tecnología y a los materiales de calidad excelente que se usan para su construcción. Más conocidas como las casas passivhaus, estas serán las viviendas del futuro y transformarán totalmente la manera de construir utilizada hasta ahora en pro de hogares más eficientes y respetuosos con el medioambiente.

 

La empresa Conspal Eficasa abrió un nuevo mercado en el año 2008 con las casas sostenibles. De la mano de la tecnología más puntera en confort y sostenibilidad, esta constructora crea viviendas que respetan el medioambiente, a la vez que ofrecen una experiencia totalmente nueva al cliente gracias a su eficiencia, honestidad y constante innovación. Viviendas que honran el entorno y se acomodan a él sin perder ni un ápice de belleza y bienestar.

Únete sin dudarlo al movimiento para tener casas más positivas, tanto dentro de la ciudad como fuera, que respeten el medio en el que vivimos tanto en los materiales que se utilizan para construirlas como en su forma de utilización.

imagen

Deja un comentario

 
Idioma